¡Se acabó la fiesta! Airbnb limitará reservas para huéspedes menores de 25 años

En un esfuerzo por evitar las multitudes, Airbnb dejará de arrendar casas a algunos huéspedes menores de 25 años. La nueva regla comenzó en Canadá y ahora ha entrado en vigencia en Estados Unidos, con el objetivo de prevenir las fiestas en casa, que son comunes entre los jóvenes. Es posible que se extienda a otros países, incluido Chile.

Los huéspedes menores de 25 años, y que no tengan al menos tres reseñas en el sitio web, no podrán reservar una casa completa.

«La gran mayoría de los huéspedes tratan las propiedades arrendadas a través de Airbnb como si fueran sus propios hogares, y el 99.95% de los viajes reservados a través del sitio no tienen problemas de seguridad», dijo la compañía en un comunicado. «Pero, dada la escala en la que opera la plataforma Airbnb, queremos seguir invirtiendo en soluciones para obtener este porcentaje lo más cercano al 100% posible».

La nueva política llega poco después de que Airbnb lanzara una campaña para promover viajes más cerca de casa en medio de la pandemia de Covid-19.

«Reducir el número de destinos bloqueados en Airbnb siempre ha sido una prioridad y ahora es más importante que nunca», dijo la compañía. «Con las leyes de salud pública vigentes en todo el país, estamos tomando medidas para apoyar un viaje seguro y responsable en los Estados Unidos».

«Nos tomó 12 años construir una empresa, y perdimos casi todo en 6 semanas»

La pandemia afectó a la industria del turismo y también a Airbnb, considerada una de las empresas de tecnología más valiosas de los Estados Unidos.

«Nos llevó 12 años construir el negocio de Airbnb y perdimos casi todo en cuestión de cuatro a seis semanas», reveló el director y fundador de la compañía, Brian Chesky.

En una entrevista con la red estadounidense CNBC, Chesky detalló los problemas de la plataforma y compartió sus predicciones sobre el futuro de la industria, que será «muy diferente» a la que conocemos.

Viajes paralizados

El coronavirus significó que la startup tuvo que reducir drásticamente sus costos, lo que provocó el despido de 1.900 personas, aproximadamente el 25% de sus empleados, y la eliminación de los gastos de comercialización, entre otros.

«No sabemos cuánto tiempo nos golpeará esta tormenta, por lo que esperamos lo mejor, pero nos preparamos para lo peor», dijo el ejecutivo.

El recorte de personal, clasificado por la prensa estadounidense como uno de los mayores hechos en Silicon Valley durante el Covid-19, permitirá a la compañía soportar una nueva fase de la crisis. «Si tenemos otra cuarentena o varias cuarentenas, si las comunidades continúan siendo obligadas a cerrar y el turismo se detiene, estaremos bien con los cambios que hemos realizado».

Este año, Airbnb estima que tendrá menos de la mitad de los ingresos de 2019, según un mensaje enviado por el ejecutivo a sus empleados, en el momento del anuncio de los recortes.

Con información de Travel+Leisure y BBC

Comparte esta nota en:

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *